PREVENCIÓN DE CAÍDAS

En el caso de las personas mayores, las caídas y accidentes representan la causa mas alta de mortalidad debido a las lesiones y secuelas que se producen.

Aproximadamente un tercio de las personas mayores de 65 años sufren una caída al menos una vez al año, las posibilidades de que un anciano que ya ha sufrido una caída vuelva a sufrir un accidente similar se multiplican.

Las fracturas mas habituales en estas caídas son mayormente de muñeca, cadera y craneoencefálicos.

Factores de riesgo

  • Llevar calzado abierto o que no sujete bien el pie.
  • Usar ropa muy grande o ancha y no usar cinturón.
  • Las barreras arquitectónicas como bordillos, agujeros en el asfalto etc.
  • Si la casa/residencia del usuario no está adaptada o no tiene las condiciones adecuadas.
  • El consumo de algunos fármacos que producen hipotensión.
  • Padecer alguna enfermedad como osteoporosis, Alzheimer, Párkinson…

Prevención

  • Usar un bastón o andador.
  • Usar calzado adecuado, cerrado y bien sujeto.
  • No usar ropa muy ancha o larga.
  • No ir descalzo/a por casa.
En el domicilio
  • Evitar tener alfombras en el suelo.
  • Evitar los suelos resbaladizos.
  • Debe haber una buena iluminación.
  • Despejar las zonas de paso para evitar que la persona choque con ellos o tropiece.
  • El usuario debe tener fácil acceso a los utensilios que utilice habitualmente, para evitar subir en taburetes o tener que agacharse.
  • Incorporar asideros en el baño y en la ducha/bañera.
  • Usar el servicio de tele-asistencia.